Nino Bravo, la voz del Mediterráneo

El cantante Nino Bravo, originario de un pueblo de Valencia llamado Aielo de Malferit, fue uno de los grandes exponentes de la música romántica en los años 70. Su debut en la música fue con la canción Te quiero, Te quiero, que ya la habían cantado otros artistas consagrados de la época, pero que en la voz de Nino, tuvo una repercusión mayor. Con esta canción llegó a tener gran éxito en ese verano. Proclamándose canción del verano. Luego de estas le siguieron “Noelia”, “Perdona”, “Mi Gran Amor”, y muchas más que llevaron a este cantante valenciano a lo más alto de la música en España en esa época.

Participó para representar en España en Eurovisión, pero no consiguió ganar, ya que quedo en segundo puesto por detrás de la cantante Karina. Luego viaja para participar en un festival en Rio de Janeiro, pero la suerte otra vez no le acompañó,  ya que volvió a quedarse a las puertas de ganar,  quedando segundo en una votación muy discutida, en la que Nino quedó como el ganador moral del certamen.

En 1972, Nino saca al mercado un nuevo disco, donde se incluyen nuevos temas como “Un beso y una Flor” y “Mi Tierra”, con gran éxito por parte del público, siendo en ese entonces el número uno en España y en Iberoamérica, ya que sus temas fueron  números uno en las listas de éxitos de casi todos los países latinoamericanos. Era en ese entonces, cuando este gran artista estaba en lo más alto de su carrera, ésta fue truncada por un grave accidente de tráfico que nos dejó sin una de las mejores voces de Hispanoamérica.

Fuente: Wikipedia

 

Ir arriba