La historia de Sierra y Canadá por Sidonie

Sonidos electrónicos, amor y ficción desnudan a Sidonie en su séptimo trabajo de estudio bautizado como “Sierra y Canadá“.

Más sintéticos y eléctricos que nunca, la banda catalana nos trae un disco temático que cambia un poco el sentido de la marcha que han marcado en trabajos anteriores. Yo me enganché a este grupo allá por el 2005 con “Fascinado“, desde entonces y rematando en 2007 con “Costa Azul” es uno de los grupos que puedo decir que hay que buscar entre los carteles, porque sus directos son inolvidables, casi más que sus discos.

sidonie sierra y canada

Vayamos a Sierra y Canadá, que es en lo que estamos. Notamos un cambio de estilo, pero manteniendo la esencia que me ha permitido quedarme con ellos desde que supimos que “todo lo que nos gusta nos va a matar mañana“. Hace poco se ha presentado el videoclip del primer single del disco “Sierra y Canadá (Historia de amor asincrónico)“, un single que ha creado mucha expectación por este nuevo viaje de la banda. Parece que este año se lleva la estética de los videojuegos retro en los videoclips, ¿os acordáis de Second en 2502?


La verdad éste es un perfecto recopilatorio de fantásticas melodías y estribillos pegadizos que no podrás parar de cantar para disfrutar en inolvidables directos, como con “El mismo destello”. Escuchadla con los ojos cerrados, seguro que os teletransportáis a un directo de verano.

Es un disco de altibajos unidos por esta historia de amor ficticia que narra entre pista y pista. Está perfectamente hilada con luces y sombras de melodías llenas de sintetizadores y  ritmos electrónicos que nos llevan a bailar sonidos muy robóticos.

Y es que Sidonie esconde un estilo muy personal, sabemos que son ellos con solo escuchar 30 segundos de canción. Nadie hace trabajos similares, pero la incertidumbre que pasamos su público entre cada álbum es casi inhumana. Nunca sabemos con qué nos podrán sorprender, y eso parece que a ellos les encanta.

sierra y canadá sidonie

Está bonito que los grupos jueguen con el factor sorpresa y que no dejen de innovar. ¿Qué será lo próximo?