Spinto Band, otros niños prodigio

spintoband.jpg

Hoy os invito, si no los ocnocéis a profundizar en Spinto band. Y es que lo de niños es literal, cuando rondan la veintena de años ya llevan ocho como formación y 7 discos a sus espaldas que se editaron ellos mismos. Aunque el considerado “debut” es el que sacaron el año pasado Nice And Nicely Done (EMI, 06) y donde nos encontramos el que ya se ha convertido en himno: Oh, Mandy. ¡Ahí es nada! Este sexteto americano son una pandilla de amiguetes entre los cuales se encuentra el nieto de un guitarrista llamado Roy Spinto, de ahí su nombre. Homenajeando al abuelo del chaval, convirtieron en canciones unas letras que encontraron escritas por él. Cuando estas letras se acabaron comenzaron las suyas propias y hay que reconocer que no lo hicieron nada mal. Y sobre el escenario tampoco, pese a su juventud, ya tienen experiencia, y eso se nota. Energía no les falta o al menos la derrochan toda sobre las tablas. Sería toda una aventura verlos tras un concierto, a observar que es lo que queda de ellos. Una música que desprende una frescura inusual, coros que recuerdan a los míticos Beach boys de Pet Sounds mezclados con ritmos que, a veces, bien podían ser de los Strokes. Una mezcla deliciosa.