Robyn no baila sola

Robyn ha sido la artista pop más brillante del pasado año, ellas solo buscaba una manera de grabar y editar distinta, mantenerse fuera de las reglas dictadas de la industria. Empezó a grabar canciones regularmente y a actuar mucho para no perder tiempo entre discos y actuaciones.

Su plan fue ir publicando canciones que a  la misma vez iba grabando, consiguiendo reunirlas todas en su álbum.

Nos confiesa que está encantada de haberlo conseguido, de haber llevado a cabo su plan, todo ello se ha convertido en una experiencia gratificante.

La mayoría de discos suelen durar unas semanas en la gloria y después se olvidan poco a poco, ella ha conseguido algo poco habitual, pues el suyo se ha logrado vanagloriar durante meses, algo que la ha hecho ser muy feliz, pues los esfuerzos siempre dan su recompensa. Nos cuenta que le ha intentado darle a su público mucho material para que no perdieran el interés por ella (21 canciones en total), todo esto ha durado un año, un año de comunicación total y fluida. No se ha premeditado nada, no ha habido estrategia de marketing, por ello se ha conseguido este resultado.

Esto ha sido muy difícil de conseguir, pues el público, hoy en día tiene la música como un producto que se le intenta vender y se la hace pensar que buscas enumerar y amontonar fans.

Robyn piensa que es fundamental prestar atención a los fans,”… lo que quieren decir es muy importante… necesitan relación cercana con el artista…”

Fuente: robyn

Ir arriba